martes, 18 de agosto de 2015

Alfonso Cuarón y Emmanuel Lubezki

Alfonso Cuarón y Emmanuel Lubezki

La pregunta es porque ellos tuvieron que exiliarse para  alcanzar el sueño del Oscar. Ahora que estólidamente se argumenta que el ejemplo de ellos debe cundir, debiera recordarse que en México nadie los apoyó. Es decir, si de ejemplos hablamos, entonces todos tendríamos que abandonar este país para triunfar. Esa perniciosa y tan mexicana manera de colgarnos triunfos ajenos, obedece a la urgencia de héroes, cierto, pero también, a nuestra apatía. Es más fácil aplaudir o criticar que ser parte del cambio.

0 comentarios:

 
Powered by Blogger